Mayor velocidad de penetración.

Menor coste en coronas de diamantes.

Testigos de mayor tamaño.