Purificador de aire respirable BAP(+)

El aire de alta calidad es de vital importancia para muchas industrias, pero aún más en las aplicaciones de aire respirable, como la fabricación de productos farmacéuticos y la pintura por pulverización.

Contacte con nosotros

7 pasos para un aire respirable de calidad

Nuestros purificadores BAP(+) ofrecen una pureza del aire sin igual a través de siete etapas de purificación activa. Las siete etapas hacia un aire respirable de calidad: 1. Un separador de agua elimina el agua líquida 2. Un filtro de aerosol elimina el aceite y el agua 3 Un filtro coalescente fino elimina incluso las partículas más pequeñas de aceite y agua 4. Un secador desecante elimina cualquier resto de agua y CO2. 5. El carbón activado elimina las impurezas gaseosas. 6. Un catalizador se encarga de la oxidación de CO. 7. Un filtro de bacterias elimina bacterias y partículas finas.

Loading...

Pureza garantizada

Nuestros purificadores BAP(+) reciben el aire desde cualquier tipo de compresor y lo convierten en aire respirable de calidad ultralimpio.

Fácil instalación

Todos los purificadores de aire respirable BAP(+) se suministran preinstalados y probados, lo que facilita la instalación.

Tranquilidad en condiciones reales

Probamos y sometemos nuestros purificadores BAP(+) a las concentraciones máximas especificadas por gobiernos de todo el mundo.

Dimensiones reducidas

El diseño de nuestros purificadores BAP le permite aprovechar al máximo el espacio disponible. Reduce la complejidad y el coste de la instalación considerablemente.

Cumplimiento internacional

Nuestro purificador de aire respirable cumple con una amplia gama de normas y reglamentos, tales como OSHA Grado D, NFPA-99, CSA Z180.1-00, CGA G7.1-1997, EN 12021, BS 4275, ISO 14971, OHSAS 18001, farmacopea europea y otras normas internacionales de aire respirable.

Calidad de aire excepcional

Nuestros purificadores de aire respirable BAP(+) están diseñados para ofrecer protección frente a la gran variedad de contaminantes que pueden estar presentes en un sistema de aire respirable alimentado por aire comprimido. Estos contaminantes incluyen vapores, aceite, gases, partículas sólidas y microorganismos. En cumplimiento con las normas internacionales sobre aire respirable, la gama BAP garantiza un entorno de trabajo seguro.

Entorno de trabajo seguro en cualquier lugar

Cumpliendo las normas internacionales sobre aire respirable, nuestra gama BAP garantiza un entorno de trabajo seguro en una amplia gama de aplicaciones, tales como:



  • chorreo de granalla 
  • limpieza de depósitos 
  • excavación de túneles 
  • fabricación de productos farmacéuticos 
  • pintura por pulverización 
  • aplicaciones y plataformas marinas 
  • eliminación de asbesto 
  • relleno de cilindros de alta presión