Bombas de vacío rotativas de paletas de alta fiabilidad Atlas Copco

El menor número de componentes reduce el riesgo de avería

Atlas Copco está sustituyendo su serie GVS de bombas de vacío rotativas de paletas selladas con aceite por la nueva serie GVS A, que es hasta un 15% más eficiente. Estas bombas tienen un diseño muy compacto y destacan por su fiabilidad.

Hannover, 24 de abril de 2017. Atlas Copco está sustituyendo su serie GVS de bombas de vacío rotativas de paletas selladas con aceite por la serie completamente nueva GVS A. Estas bombas son adecuadas tanto para aplicaciones de producción industrial como de investigación. Los caudales oscilan de 16 a 700 m3/h (hasta 840 m3/h con las bombas de 60 Hz que se utilizan fuera de Europa). Las antiguas bombas GVS tenían solamente un rango de caudal de 20 a 305 m3/h (o 365 m3/h para la variante de 60 Hz). Se han añadido a la gama, desde el principio, dos unidades con unas capacidades significativamente mayores que antes (GVS 470 A y GVS 630 A). Además, a partir de la GVS 60 A, están disponibles variantes para oxígeno. Atlas Copco presenta su nueva serie GVS A en ComVac, la principal feria comercial internacional de tecnología de aire comprimido y vacío, celebrada en Hannover del 24 al 28 de abril (Pabellón 26, Stand B32). Con sus numerosos accesorios, estas bombas de paletas rotativas son adecuadas para envasado, procesamiento de madera, caucho, plásticos, papel y artes gráficas, manipulación de materiales y otras aplicaciones exigentes. Con unas potencias nominales del motor de entre 0,75 y 15 kW (hasta 18,5 kW a 60 Hz), las bombas ofrecen una presión final de entre 0,1 y 0,5 mbar.


Más frías, más silenciosas y más compactas

Las nuevas bombas de vacío se han diseñado para minimizar los costes operativos totales. En comparación con la generación anterior, la demanda de energía al mismo caudal volumétrico es aproximadamente un 15% menor. En general, las nuevas unidades son más compactas, lo que facilita su integración en máquinas o su instalación en el lugar de trabajo. Estas bombas de vacío tienen un bajo nivel de vibraciones y son de 3 a 5 dB(A) más silenciosas que sus predecesoras. Funcionan a las temperaturas más bajas del mercado, una característica que protege la consistencia del aceite y prolonga tanto su vida útil como los intervalos de mantenimiento. El desgaste se reduce por las velocidades optimizadas del eje, las bajas temperaturas de trabajo y el diseño especial de la nueva bomba. La cantidad de aceite se ha incrementado, lo que ofrece unas ventajas claras en condiciones de funcionamiento difíciles si el aceite se contamina por el proceso. Esto también permite prolongar los intervalos entre cambios de aceite.

Todas las bombas GVS A son extremadamente fiables. Atlas Copco indica que esto se debe principalmente al robusto diseño y la excelente capacidad de retención de aceite en todas las presiones de trabajo. Las bombas funcionan con canales de inyección internos, lo que permite reducir el número de juntas y la cantidad de tubería externa. En total, el número de componentes se ha reducido en un 20% y el riesgo de fugas se ha minimizado aún más. Estas mejoras de diseño también reducen el riesgo de avería. Además, la nueva generación GVS A puede manejar mayores presiones de entrada que otras bombas, incluida la serie GVS anterior. A grandes presiones, otras bombas podrían ser propensas a sobrecalentamiento o derrames de aceite. Por lo tanto, la nueva serie GVS A es adecuada para una gama de aplicaciones mucho más amplia que su predecesora.

Protección contra la contaminación por aceite

La válvula antirretorno de aspiración protege a la bomba de vacío frente a contrarrotación en caso de parada sin venteo. Este dispositivo también protege el punto de uso contra la retroaspiración de aceite. El circuito de separación de aceite de la GVS A también se ha optimizado para reducir al mínimo los vapores de aceite en el gas de escape. Gracias a su diseño compacto, que también ahorra espacio, todos los modelos se pueden instalar rápidamente.

Los modelos de mayor tamaño de la serie, GVS 470 A y GVS 630 A, se benefician de otras mejoras de diseño. Los rodamientos de bolas incorporan lubricación permanente y están aislados del proceso. Esto evita la contaminación de los rodamientos, prolonga los intervalos de mantenimiento y mejora aún más la fiabilidad. Un sistema de lubricación especial también asegura unas temperaturas homogéneas de los rotores sin sobrecalentamiento local. Esto garantiza unas mejores condiciones para el aceite y protege la bomba. Las paletas rotativas guiadas reducen el nivel sonoro y prolongan la vida útil de la bomba. Además, permiten mayores caudales de entrada a menor presión, reduciendo los tiempos de ciclo y mejorando la productividad.

Industrial Vacuum Vacuum Technique Productos

Compártalo con sus amigos y colaboradores